Abierto al Exterior

Situada en pleno enclave de la huerta Murciana, nos encontramos con una vivienda muy particular. Una vivienda con una cubierta a 4 aguas, pero con la peculiaridad de ser losas independientes y a diferentes alturas. En el interior de la vivienda nos encontramos con un cenados, provocado por la unión de esas cuatro losas que realizan la cubierta de la vivienda. Este cenador está presidido por un cristal que nos sirve de iluminación directa durante el día y además durante la noche nos deja ver el cielo estrellado, exento de contaminación lumínica. Toda la vivienda está diseñada en una gama cromática en colores grises, fusionados con elementos naturales como la madera de roble para la tarima y armarios y piedra caliza capri blanca en la fachada. Se aprovecha al máximo la altura de las cubiertas, para crear unos efectos abuhardillados de 6 metros de altura. Toda la vivienda está realizada en tira de led de alta luminosidad, empotrada en techo, con lo que conseguimos evitar el uso de focos empotrados, parece un techo totalmente liso. Unido a ello se realizó un estudio lumínico para poder transformar la vivienda de color, se utilizaron controladoras y led de RGB con lo que conseguimos en un momento determinado cambiar toda la vivienda de color.