Dormitorio

El mejor ejemplo de cómo convertir un antiguo despacho de oficinas en un loft diáfano y luminoso. Con la llegada del calor la interiorista Ingrid Matheu nos propone un espacio totalmente renovado. Una paleta cromática restringida al blanco y al negro viste esta vivienda en pleno centro Barcelonés, donde conviven el diseño, la innovación y la funcionalidad. Un espacio unificado y totalmente abierto, en el que las estancias se distribuyen sin necesidad de paredes, utilizando los diferentes elementos que lo componen: un sofá, un escritorio, una mesa, una cama… Este loft se distribuye en ambientes que se suceden y comparten un único lugar. Quedan majestuosamente diferenciados por la acertada colocación de los muebles, de los tonos y la luz. Un proyecto completo que incluye desde la obra hasta el atrezzo para conseguir el mejor de los resultados: una vivienda 100% luminosa que no renuncia a nada…Ni siquiera a su propio spa!! Créditos Imágenes del proyecto adjuntas: www.zaehring.com