NEW YORK BURGER

© Alejo Bagué
Entender su negocio es el primer factor que se tuvo en cuenta antes de comenzar a proyectar.



La inspiración nos llega de imágenes que nos trasladan a la ciudad de los rascacielos; fachadas acristaladas, luces de neón y mobiliario de estilo industrial. Una aventura que ha permitido empaparse de algunos aspectos tan característicos de esta ciudad tan cosmopolita. Los locales de New York Burger son la versión actual de los dinners neoyorquinos.



La ciudad que nunca duerme nos lleva a crear una iluminación cálida y llena de contrastes empleando lámparas con personalidad propia.



Siguiendo la excelencia de la materia prima de sus productos se han utilizado materiales nobles, desde maderas macizas, pieles naturales, vidrios y paredes de distintas texturas. La integración de estos materiales, superficies tratadas y nuevos acabados, así como un equipamiento que combina piezas clásicas y vanguardistas, son la clave para mantener la esencia de este restaurante, adaptado sin embargo a las nuevas tendencias.



Esta nueva propuesta ha servido de contenedor ideal para sacar el máximo partido a un modelo de negocio y a un estilo de cocina concreto. La búsqueda de la originalidad y sobre todo la diferenciación ha resultado ser el camino, en un diseño de espacio único, con personalidad.



Unos locales donde disfrutar de una auténtica hamburguesa en una decoración cosmopolita en pleno centro de Madrid, es la nueva imagen.