Reforma de un salón blanco y negro

El espacio donde se hizo la redistribución disponía de tres estancias tabicadas, salón, comedor y despacho. Esta distribución no permitia el acceso de luz exterior y empequeñecía el espacio, por lo que se decidió ue el derribo de las estancias era fundamental para crear un espacio más amplio pero a la vez perfectamente definido en cuanto a ubicación de estancias. Se aprovechó el cambio de altura para distinguir entre la zona de relax / trabajo y la zona de comedor y acceso a la vivienda.

1 Comentario

  1. c vzx

    ""