reforma de vivienda en barcelona

Hacer de una casa su hogar es lo que nos pidieron...y para ellos eso significaba cocinar, hacer los deberes mientras se amasa el pan, charlar mientras se prepara la cena...

Nosotros quisimos cumplir con ellos, por supuesto, y con una condición urbana que la calle, un poco gris y entristecida, pedía.

Parece que lo conseguimos, porque los vecinos les han agradecido su llegada, con ellos, algo de luz y alegría se ha colado en este pasaje de Barcelona.