Xanadu

Xanadu es uno de los primeros ejemplos concretos del proceso de investigación que el Taller de Arquitectura de Ricardo Bofill llevó a cabo en el terreno de la vivienda para establecer una metodología de desarrollo de elementos geométricos en el espacio. Tres cubos, distribuidos de forma diferente y que configuran sala de estar, dormitorio y servicios, se agrupan entorno a un eje vertical, punto de apoyo de éstos, al tiempo que núcleo de escaleras. La rígida geometría del cubo, base de la estructura inicial, ha sido fracturada en sus ángulos exteriores para configurar una fachada irregular que produce juegos de luz y sombra sugestivos y múltiples vistas sobre el paisaje.